El centro, mi abuela y una calandria

buren1

Sofi mi prima tuvo la iniciativa de invitar a mi abuela al Instituto Cabañas la semana pasada. Y a sabiendas de que yo soy fanática de ir al centro, me invitaron también. Al final, el plan contagió a mi hermana y a mi mamá y planeamos para ir juntas algún día de la semana. Si tienen ganas de ir a conocer yo recomiendo que vayan un martes, ya que la entrada es gratuita ese día. Nosotras, por cuestiones de horarios terminamos visitando el sitio el miércoles por la mañana. Nos fuimos tempranito, mi abuela nos había dicho: “nos vamos desde a desayunar. Las quiero llevar a un restaurante antiguo”.

hotelmorales

 

El miércoles a las 9:30 salimos de su casa y manejamos hasta el Centro Histórico de la ciudad. Hotel Morales, dijo que se llamaba, ¡qué conveniente, ja! En realidad, el lugar solía ser la Casa Verea, pero con la llegada del tren se transformó en hotelito para recibir a los visitantes. Ubicado en av. Ramón Corona 243, esquina con Prisciliano Sánchez, ofrece una vista preciosa al Jardín de San Francisco. Desayunamos ahí: molletitos con frijoles y pan francés con azúcar, canela y fresas. En la esquina del patio interior, un pianista tocando un vals. Había algo en el ambiente, más allá de la clara disposición que las mujeres de mi familia y yo teníamos por disfrutar la frescura de la mañana, el hotel, los arcos, el techo, los muebles, todo nos iba preparando para disfrutar por unas horas de una Guadalajara distinta.

 

hotelmorales2

gdl1

Salimos del Hotel con la intención de caminar hasta el Instituto Cultural Cabañas (unas ocho cuadras de distancia), pero a cinco minutos de camino mi hermana rememoró su infancia y djio: “algún día deberíamos pasear en calandria”. ¿Sí quieren? ¿Sí? Y no tardamos ni quince segundos en cambiar el curso hasta el Jardín San Francisco. Mi madre quiso negociar con el calandrero (¿a alguien le sorprende?), pero mi Tita no le dio chance. ¡Cuando menos pensamos ya se trepaba a otra calandria estacionada y no nos dio opción! Creo que este fue mi momento favorito de todo el día: ver a mi abuela tan decidida, tan dispuesta a pasarla bien, a enseñarnos desde la calandria dónde tomaba nieve en los portales. Deberíamos hacerle caso más seguido a nuestras abuelas. 

calandria1

Escogimos el recorrido largo y paseamos por el Teatro Degollado, la Plaza de Armas, el Exconvento del Carmen, el Templo Expiatorio, la casa de los Abanicos, el Consulado Americano, la casa China, la casa José Guadalupe Zuno, Paseo Chapultepec, Libertad… Les recomiendo mucho el paseo, dura aproximadamente una hora y cuesta $200 pesos. No es lo mismo pasar en carro o verlo todo desde el Tapatío Tour, la cadencia de la calandria te permite sentir el aire, observar detalles en las cornisas de los edificios, platicar con tus acompañantes. Además, te insufla de una sensación de que mientras estés arriba de la carroza y mientras el caballo no se detenga, tu única preocupación es absorber el paisaje de tu ciudad. Caray, ¡cuánto te quiero, Guadalajara!

calandria2

gdl2

calandria3

Finalmente nos bajamos en el Instituto Cultural Cabañas. Un lugar que sólo por su arquitectura vale la pena conocer (la UNESCO lo nombró Patrimonio de la Humanidad en 1997). Actualmente el Instituto alberga la afamada intervención de Daniel Buren “De un patio a otro”, un juego de espejos, colores y líneas perfectas; la exposición de Eduardo Sarabia que ¡vale mucho la pena!, con sus instalaciones y jarrones de talavera que conjugan y reflexionan sobre México, Estados Unidos, el narco y todo lo que va en medio;  y la más reciente curaduría del arquitecto Carlos Ashida, “Las buenas intenciones”.

cabanas2

cabanas4

sarabia2

Obra de Eduardo Sarabia

 

Nosotras recorrimos los patios de Buren y la verdad es que a pesar de que ir al Cabañas era el propósito de esa mañana terminó siendo lo menos importante. Esto no quiere decir que no vale la pena, ¡porque sí lo vale! Pero lo que más disfrutamos nosotras fue salir de la rutina, consentir a mi abuela, conocer Guadalajara desde la calandria, compartir anécdotas de nuestra infancia, recordar que tenemos una ciudad preciosa y que no podemos dejarla olvidada.

Cabanas1

cabanas4

¿Ustedes han paseado en calandria? O, ¿cuál fue la última exposición que vieron en el Cabañas? ¿Qué les ha enseñado su abuela o su abuelo últimamente? Los invito a que visiten el Centro Histórico, a que disfruten de su arquitectura y de su sabor, ¡no se van a arrepentir!

cabanas5

 

 

 

Shorts de Urban Outfitters, Bolsa de Cambridge Satchel and Co., Sandalias de Zara, Collares de Tierra Rossa

15 thoughts on “El centro, mi abuela y una calandria

  1. Excelente la iniciativa de Sofita, todavia trae cuerda de su viaje para turistear y que mejor que hacerlo aquí. Que bueno Mony que difundas más conocimiento sobre nuestra ciudad.

    Para mi el centro de Guadalajara es la verdadera alma de la ciudad, tiene tanta historia, arquitectura y matices. Es una zona que puedo decir que conozco bien y siempre me agrada visitarla.
    Las plazoletas se llenan de gente por las tardes y es padre ver eso aun, aunque con un poco menos de contaminacion por el trafico estaria genial.

    De noche iluminan muy padre. Ojala la gente que precuenta más el poniente de la ciudad se animen a visitar el nuestro bello y chingon centro histórico

    Liked by 1 person

    • César! Qué padre que leas mi blog y que te hayas tomado el tiempo de comentar. La verdad sí le agradezco que nos haya invitado. Generlamente voy al Centro Histórico sola o con un único acompañante, así que fue un cambio refrescante ir con toda la familia.

      El Centro tiene un sabor distinto al resto de la ciudad y muchas veces nos olvidamos de él… o voletamos a verlo muy rápido. Y tienes razón, hay muchos detalles que vale la pena observar y admirar. Espero ir pronto en un paseo nocturno y capturar su hermosura cuando todo está oscuro 🙂

      Like

  2. Buen dia querida Mónica, en esta mañananita, que recuerda la cancion de Guadalajara….
    tierra mojada, he leido con tanto gusto y recordando las travesias, ya tan alejadas, al centro pero gracias a tu séntida exclamacion de gozo me he unido al recorrido, disfrutando de cada una de las estaciones. Gracias por tu bella actitud ante lo que es nuestro, nuestra Guadalajara.

    Liked by 1 person

    • María, ¡qué gusto que te tomes el tiempo de leer y comentar mis entradas! Y sí, estoy días húmedos de pronto nos recuerdan que la ciudad es mucho más de lo que hacemos cotidianamente. Ese olor a tierra mojada es mi favorito. Espero que te animes a revivir esas travesías alejadas porque se siente muy bonito tomarte una mañana para recuperar el cariño y el gozo por esta ciudad tan bonita. Por aquí seguimos en contacto 🙂

      Like

  3. Como dicen por ahí “recordar es vivir” vivimos en una ciudad hermosa! Y estos recorridos en verdad valen la pena! Ver nuestra ciudad desde una calandria, disfrutandola sin prisas, el calandriero explicando los lugares, ver los mueales de Clemente Orozco en el Cabañas; mmmmm estuvo genial!
    Por cierto me dio mucho gusto encontrarme con unas amigas de mi madre que me dijeron que por recimendacion de este blog desayunaron en LA CAFETERIA el sabado pasado; lo disfrutaron mucho y quedaron encantados con el lugar y obvio con la recomendación. Van a seguir los lugares recomendados por ti.

    Liked by 1 person

    • Sí, recordar es vivir y más cuando recuerdas con gestos físicos que despabilan los olores y las cadencias de esas memorias que tenemos almacenadas. Qué bueno que disfrutaste el paseo, espero que pronto hagamos algo similar 🙂 ¿A qué amigas te encontraste? ¡Qué emoción! A seguir visitando lugares bonitos 🙂

      Like

  4. Amiga, tus fotos en combinación con tus palabras me antojaron muchísimo hacer ese plan. Ya llevo un rato queriendo subirme a una calandria, y gracias a tu post, mi decidia se volverá determinación para ya organizarlo. Y te voy a copiar!, me voy a llevar a mi mamá, a mi abuelita y a mis hermanas… gracias por la idea!

    Liked by 1 person

    • Friend! Qué bueno que ya te diste un minuto para respirar y qué chido que lo usaras para leer mis ocurrencias 🙂 Lleva a tus mujeres, deja que tu abuela te cuente de sus recuerdos, es muy bonito y te hace quererla más.

      Like

  5. Me gusto mucho este post, está genial porque en verdad contagias las ganas de disfrutar nuestra hermosa ciudad, felicitaciones.

    Like

  6. Pingback: Top 10 de carreras en Jalisco y una galería del 25 Medio Maratón Atlas Colomos | Ojos Mexicanos

  7. Excellent post. I was checking continuously this weblog
    and I am impressed! Very useful information particularly the closing phase 🙂 I care for such info a lot.
    I was seeking this particular information for a long time.

    Thank you and best of luck.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s